• Argentina Provincias - Ciudad de Mendoza y su canción

    Mendoza es esa ciudad donde uno podría ir a vivir ahora mismo, la siempre recordada por sus geografías, la humana, la urbana, la que le sirve de gran telón de fondo… esa colosal Cordillera de los Andes con sus cimas de nieves eternas. Desde el Alto Perú y a solicitud de Pedro de Valdivia, llegó Francisco Villagra para continuar con el estudio de emplazamientos que se inició con la fundación de Santiago del Estero, Londres en la actual Provincia de Catamarca, etc. para establecer un camino e ir dando apoyo a los viajeros, conectando a Lima con Santiago de Chile por el este de Los Andes. Así fue que pasó el invierno de 1551 por estas tierras cuyanas, acogido por las tribus de los huarpes, que habitaban la región.

    Sin embargo pasaría una década para que otro gobernador de la Capitanía de Chile, de familia muy ilustre en España, García Hurtado de Mendoza, hijo del Virrey de Perú, designara al Capitán Pedro del Castillo para establecer uno de esos asentamientos, basándose en los informes de Villagra. Y así lo hizo, levantando el estandarte real el 22 de febrero de 1561 en el  valle de Huentata y tomó posesión de la comarca enarbolandolo. Poco después demarcaría y dejaría fundada el 2 de marzo la "Ciudad de Mendoza del Nuevo Valle de La Rioja", que entonces estaba en territorios que pertenecen actualmente al Partido de Guaymallén. Así, aquella casa ilustre de los Mendoza, provenientes siglos antes de las entonces región de Portugal pertenecientes al Reino de Castilla, tienen en Argentina toda una provincia e importante ciudad que los recuerda, junto a los versos del Marqués de Santillana que estudiamos en la escuela secundaria.

    Fue en 1776, cuando Carlos III, uno de los reyes borbones en España,  crea el Virreinato del Río de la Plata, que la Provincia de Mendoza  y el resto de Cuyo fueron asignados al nuevo virreinato con cabecera en ls ciudad portuense de  Buenos Aires. Históricamente, y ya como ciudad de las Provincias Unidas del Río de la Plata, el gran aporte y protagonismo de Mendoza lo da el haber sido el lugar de formación y uno de los puntos de partida del Cruce de los Andes por parte del ejército comandado por el General José de San Martín. Allí estuvieron acampados, en sus cercanías, los batallones y se produjeron muchos de los materiales de guerra a emplearse.  Para testimonio, el Campo de la Gloria con su monumento, visitado por los turistas que llegan a Mendoza.

    El terremoto del 20 de marzo de 1861 hizo que una vez más se trasladara su emplazamiento, esta vez a la zona de la antigua Hacienda de San Nicolás, aproximadamente 1 km al sudoeste del área fundacional, con el paseo Alameda, creado en 1808, que ha enlazado la ciudad en ruinas y la Ciudad Nueva. De allí proviene el atractivo urbanismo que nos admira en la ciudad de Mendoza, de aceras amplias y muy limpias, con muchas calles arboladas, grato todo para el paseo y la visita a la importante zona comercial y de oficinas.

    Y como parte de su vida ciudadana  está ligada a la producción vitivinícola y a esa gran fiesta anual que atrae a argentinos de todas partes y turistas internacionales, la Fiesta Nacional de la Vendimia… nos vamos a ir con el Quinteto Tiempo recorriendo los versos y música de dos mendocinos prestigiosos en el folklore argentino, Armando Tejada Gómez  y Oscar Matus.

    La Zamba Del Riego
    Letra de Armando Tejada Gómez
    Música de Omar Matus

    Por el Guaymallén
    El duende del agua va
    Llevando una flor
    De greda y dulzor
    Que despertará en el riego
    La voz vegetal
    Del huarpe que está
    Dormido en su paz mineral.

    Se va tu caudal
    Por el valle labrador
    Y al amanecer
    Se oye, padecer
    La pena del surco ajeno
    Verano y rigor
    Va de sol a sol
    La sombra del vendimiador.

    Dorada zamba del riego,
    El agua te cantará
    Cuando ande en la voz
    Del vino cantor
    La vendimia de mi pueblo
    Y suba un rumor
    De acequia y canción
    Por el rumbo agrario del sol.

    Solar regador
    Tonada del totoral
    La luna rural
    Te ha visto regar
    El sueño de mis abuelos
    Y luego entonar
    Con el regador
    El vino sufrido del peón.

    Canal fundador
    Algún día bajarás
    Trayendo en tu voz
    De menta y cedrón,
    Tonadas de vino nuevo
    Y entonces te irás
    Conmigo a cantar
    Cogollos de amor y de paz.

    Eduardo Aldiser
    Argentina Mundo recorriendo las provincias argentinas con canciones folklóricas dedicadas a sus regiones

    Compartir en

    Lista de comentarios

    Escribe un comentario

    Nombre (requerido)
    Email (requerido, no será publicado)
    Recordar los datos en este equipo
    Protección de datos