• Buenos Aires te espera… Roberto Palmer, historia de un folklorista argentino

    Recorrido minucioso por la biografía de  Roberto Palmer, debido a  Andrés “Lolo” Hidalgo, sanjuanino aunque viva en  Buenos Aires.  Podemos leer también el primer relato: Roberto Palmer “El piquense cantor”

    Mi Buenos Aires querida… vengo a triunfar

    El día11 de junio de 1955 alentado por su madre, decide viajar a Buenos Aires. Quería probar suerte como cantante. Estando en la capital, su amigo Rule Yapur pasó a formar parte de la Confitería Sagaró, allí en el salón de té se presentaban números artísticos en vivo.  Roberto, volvió a formar el grupo “Paginas de América”, con la Pianista Diana Leo,  Coco Germano y el correntino Maciel. Con ellos estuvo hasta enero de 1956.

    Una tarde recibió la visita del gran arpista paraguayo Digno García, que le propuso grabar con él y su grupo un disco que estaba preparando, Roberto acepto la propuesta, y grabó la guarania “Mis Noches sin Ti”. Durante la grabación conoció a otro arpista, Pedro Gamarra  y a su compañero de dúo Tito Fernández, ambos  paraguayos, que le propusieron formar un trío para actuar en la confitería Ideal, una de las más lujosas de Buenos Aires.

    El trió integrado por Gamarra, Paglia y Fernández se llamó “Trío Latinoamericano”.  Actuaron juntos casi dos años en muchas peñas, también en los intervalos en los cines de la época; más tarde se disuelve el grupo porque Gamarra se fue a Brasil. A  partir de entonces, Roberto Paglia comenzó a cantar como solista en lugares de la noche, (algunos no muy recomendados), hasta que en el 1957 pasó a integrar el Trío Azul, formado por Oscar Rodríguez, Roberto Paglia y el guitarrista Osvaldo Avena director del mismo, grabaron discos en sello TK, y actuaron en algunos programas de LR1 Radio El Mundo, Buenos Aires, Argentina.                                                                                                                                                                     

    A principios de 1959  se separa del Trío Azul, y luego de andar cantando solo algún tiempo, pasa a formar parte del  Trío Valencia, que dirigía Roberto Valencia, conformado por: Héctor San Luis, Roberto Paglia y el propio director. Con este trío hizo giras por muchas ciudades de provincias y actuaron un tiempo largo en la ciudad de Montevideo, República Oriental del Uruguay.  Me cuenta Palmer  que para ese tiempo,  él vivía con su primera esposa, Elsa Ramos, “entrerriana” ya fallecida y su hija Mirta Mónica en la casa que le subalquilaban a Malena, (la del tango), que por ese entonces había quedado viuda del cantante mejicano GenaroSalinas.  

    Más tarde se separa del Trió Valencia y comienza una vez más su carrera como solista. Por entonces Roberto graba cuatro discos en forma profesional en el sello Disc Jockey acompañado por la Orquesta de Carlos García  y el trío Los Crisoles.

    Cabe aclarar que, cuando fue a grabar su primer disco, ese día,  Rodríguez Luque,  famoso productor de programas musicales y grabaciones, le cambia su apellido Paglia por el de “Palmer” aduciendo que su apellido italiano, no concordaba con la esencia de las canciones que interpretaba. De ahí en más y por siempre,  artísticamente se lo conoce con el nombre de “Roberto Palmer” quien sigue actuando con mucho éxito en distintas confiterías y teatros de Buenos Aires, remontado así su vuelo artísticamente.      

    Orquesta Ideal de General Pico, La Pampa, Argentina. Cantando, Roberto Paglia, piquense que sería luego Roberto Palmer, figura del folklore argentinoLuego  acompañándose con su guitarra  anduvo cantando por Córdoba, Rosario, Bahía Blanca y Mendoza.  De allí pasó  a Santiago de Chile donde fue contratado por las Radios Corporación y Agricultura para actuar durante cuatro meses.  

     

    A fines de 1960 vuelve a Mar del Plata, para actuar en la Confitería París, de moda en aquel tiempo, integrando esta vez el Trío Los Playeros, acompañantes de su amigo Rosamel Araya, para reemplazar temporalmente a la primera voz (Ulises Álvarez), que estaba enfermo. Se encuentra allí con Los Cantores de Quilla Huasi que actuaban también en la París. Establece una buena relación con Oscar Valles, a quien admiraba por su zamba “La Compañera”.  Siguieron luego manteniendo el contacto, y componiendo juntos varios temas melódicos en ese tiempo.                            

    Andrés “Lolo” Hidalgo
    Buenos Aires, Argentina   andreshidalgo1948@yahoo.com.ar
    Argentina al Mundo  con los grandes intérpretes del folklore de las provincias argentinas

    Compartir en

    Lista de comentarios

    Escribe un comentario

    Nombre (requerido)
    Email (requerido, no será publicado)
    Recordar los datos en este equipo
    Protección de datos